Tráfico afecta posibilidades del equipo McLaren-Honda en México

Irónicamente la Ciudad de México es conocida por el intenso tráfico que sus calles presentan, convirtiendo de un trayecto de seis kilómetros un martirio de casi una hora. Pues irónicamente este insufrible factor fue el que afectó de sobremanera al equipo McLaren-Honda este fin de semana en la disputa por el Gran Premio de México.

Y es que en un esfuerzo por salvar la frustrante actuación de la sesión de calificación en donde ni Alonso ni Button lograron pasar a la Q3, el equipo McLaren-Honda apostó por una estrategia diferente para cada piloto.

Lamentablemente una mala arrancada, así como una mala parada en boxes y el intenso tráfico con el que ambos pilotos tuvieron que lidiar durante el día no ayudaron para que el equipo volviera a sumar puntos a pesar del enorme esfuerzo que se realizó durante el día y alguna que otra batalla que libraron los dos ex campeones durante la carrera.

Para Fernando las cosas se salieron de control desde el inicio de la competencia cuando justo en la arrancada se vio forzado a salirse hacia el pasto para evitar una colisión con Sainz.

“Lo teníamos adelantado (a Sainz) desde el principio de carrera y supongo que no me vio y me fui al pasto y casi trompeo en la recta a 300 km por hora y eso nos comprometió la carrera. Después de estar detrás suyo paramos e hicimos 40 vueltas más detrás suyo. Probé con una parada extra y acabamos en las mismas posiciones que estábamos Jenson (Button) y yo (antes de la misma). Si la primera vuelta hubiese sido normal, hubiésemos luchado por los puntos,” dijo el español.

Por si fuera poco, y como una esperanza para poder recuperar algo de tiempo perdido, Alonso apostó por  una última detención hacia el final de la carrera para calzar los neumáticos blandos, pero durante su detención una tuerca se quedó trabada dejando al español detenido más tiempo del esperado en los fosos.

El equipo de Woking aceptó con dolor que el Gran Premio de México no fue su mejor actuación y además de los problemas ya antes mencionados durante la carrera las plantas de poder Honda sufrieron por la altitud de la Ciudad de México.

“Hicimos una sola parada, pero el problema fue que no se podía adelantar. Perdimos tiempo en la primera mitad de carrera porque estábamos en tráfico. Una vez que pude adelantar a algunos pilotos el ritmo era muy bueno, pero incluso con aire limpio no creo que hubiésemos podido acabar entre los diez primeros de ningún modo. Fue una carrera inusual, en definitiva, y es una pena, pero sacamos el máximo del coche y no podíamos esperar más tampoco,” dijo Button al finalizar la carrera.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*